Una “copia de seguridad”, “copia de respaldo” o también llamado “backup” (su nombre en inglés) en tecnologías de la información es una copia de los datos originales que se realiza con el fin de disponer de un medio para recuperarlos en caso de su pérdida.

Las copias de seguridad son útiles ante distintos eventos y usos: recuperar los sistemas informáticos y los datos de una catástrofe informática, natural o ataque; restaurar una pequeña cantidad de archivos que pueden haberse eliminado accidentalmente, corrompido, infectado por un virus informático u otras causas; guardar información histórica de forma más económica que los discos duros y además permitiendo el traslado a ubicaciones distintas de la de los datos originales.

Tipos de Respaldo

Además de si el respaldo se realiza en línea o fuera de línea, existen diferentes tipos de backups en función de la cantidad de datos que se copian. Cuando se copian la totalidad de los datos existentes, se considera dicha copia como total. Cuando se respalda sólo una parte de la información, a éstos se los denomina respaldos parciales. Existen ocasiones en las que por cantidad, capacidad de los medios o tiempo disponible, no es posible copiar todos los datos existentes. Para solucionar este tipo de problemas existen varias maneras de realizarlas:

  • Las copias totales.
  • Las copias de lo modificado: las incrementales y las diferenciales.

Respaldos Totales

También llamadas copias completas, son muy simples, ya que copian todo lo que se encuentra en el origen y lo almacenan en el destino. Algo que hay que tener en cuenta cuando realizamos este tipo de copias es que suelen ocupar mucho espacio y normalmente es necesario invertir bastante tiempo para realizarlas.

Por otro lado, este tipo de copias permiten restaurar un sistema fácilmente ante una catástrofe. Las copias completas guardan desde el sistema operativo de la máquina o la estructura de directorios, perfiles de usuario, estructuras de datos y toda aquella información necesaria; si se restaura la copia en una máquina que no sea la de origen, se puede funcionar exactamente de la misma manera que en el momento en que se hizo la seguridad.

Cuando se realiza una copia de este tipo, se borra todo lo que tenían los medios de almacenamiento antes, es decir, se vacía el catálogo. Además de borrar el catálogo, las copias completas, una vez realizadas, desactiva el bit de modificación de todo lo que ha sido copiado. Es como si se partiera de cero, como ya tenemos toda la información de la máquina, se pueden empezar a hacer cambios de nuevo.

Figura 1 - Tipos de backup

Figura 1 – Tipos de backup

Respaldo de todo lo modificado

Dentro de las copias de todo lo modificado, podemos distinguir 2 tipos:

Las copias incrementales

También llamadas copias de archivos modificados o copias evolutivas. Son las copias que se realizan partiendo de una copia total y en la que en los siguientes procesos de respaldo se copiaran solamente los datos que hayan cambiado desde la versión anterior.

Tienen la ventaja de que reducen, en buena parte, la cantidad de datos a copiar en cada operación, pero la restauración de los mismos es un poco más complicada, puesto que requiere que los datos se recuperen en el mismo orden que se realizaron si se desea disponer de los datos correctamente actualizados y evitar incoherencias.

Una vez guardados los archivos modificados, en la siguiente copia incremental, si no ha sido modificada la información a respaldar, no se guardarán.

Son copias que, en tiempo, tardan menos que las completas en realizarse, motivo por el que pueden ser planificadas con mayor frecuencia. En este tipo de copias es muy importante el papel del catálogo sobre todo a la hora de restaurar. La típica restauración de copias de objetos modificados se centra en archivos sueltos y que se han perdido por accidente. Gracias al catálogo es fácil encontrar dónde está lo buscado y la restauración es rápida.

Respaldos Diferenciales

Al igual que en las copias incrementales, en las diferenciales no se guardan todos los archivos, sino sólo aquellos que han sido modificados, pero siguiendo otro criterio. Aquí se examinan fechas de creación y modificación. Se guarda todo aquello que haya sido creado o modificado desde la última copia de seguridad completa.

Como se ve es un tipo de respaldo muy similar al incremental, la diferencia es que si después de una copia completa se ha creado un nuevo archivo, éste será guardado en todas las copias diferenciales que se realicen hasta la próxima copia completa.

Cuando se planifican seguridades de este tipo hay que tener en cuenta que irán aumentando de tamaño según pasen los días y no se realice ninguna copia completa, por lo que lo recomendable es buscar una secuencia óptima de copias en la que se entre mezclan copias completas, incrementales y diferenciales. Los respaldos diferenciales requieren más espacio y tiempo que los incrementales pues más datos deben ser copiados.

Medios de Respaldo

Cuando se planifica una estrategia de respaldo o de copias de seguridad lo primero que se debe tener en cuenta es el soporte que se utilizará para tal efecto. Esta decisión depende de una serie de variables, como el volumen de datos a copiar, la frecuencia, disponibilidad de la copia y el tiempo en que demora el sistema en ser recuperado. El almacenamiento de datos normalmente se basa en cinta o en disco, dependiendo de la rapidez y la frecuencia con las que necesite acceder a los datos y restaurarlos.

Así mismo el respaldo de archivos puede hacerse en la propia instalación de la empresa usuaria o en la nube mediante la contratación de un servicio.

Soluciones basadas en disco

La copia de seguridad basada en disco es ideal cuando se ejecutan aplicaciones las veinticuatro horas al día y los siete días de la semana y necesiten un acceso aleatorio a datos rápido y una recuperación instantánea ante un desastre.

Soluciones basadas en cinta

Los dispositivos más utilizados en las empresas o instituciones son las cintas de respaldo, que tienen gran movimiento de información. Esto es debido a las características que ellas presentan: son reutilizables, lo que disminuye su costo a largo plazo. Además tienen la ventaja de ser físicamente pequeñas, pero de gran capacidad de almacenamiento Esta solución aporta las siguientes ventajas:

  • Menor costo de propiedad en comparación con la copia de seguridad basada en disco.
  • Soporte duradero que puede volverse a utilizar y que pueden situarse fuera del emplazamiento.
  • Sencilla recuperación de datos Gran fiabilidad: para realizar copias de seguridad y restauraciones como la primera vez en todas las ocasiones.
  • Escalabilidad para adaptarse a una amplia gama de entornos.

División consultoría de EvaluandoERP.com

 
Share This
Suscríbase a nuestras novedades

Suscríbase a nuestras novedades

¿está interesado en nuestros contenidos de ERP? Suscríbase para nuestros newsletter y no deje de estar informado.

¡Listo, ya está suscripto!