Un tema que surge cuando uno utiliza productos que no son desarrollados en el país de uso como México, Colombia, Perú o cualquier otro de América hispano parlante, es el tema del idioma.

Es simple comprender que no es práctico utilizar un sistema de gestión en inglés o portugués o en un tipo de español que no es el que se habla localmente. Los productos internacionales usualmente tienen previstos mecanismos para solucionar ese tipo de inconvenientes. ¿Realmente lo tienen?

La cuestión es que la solución puede ser de de diversas ‘calidades’, y es interesante conocerlas.

Solución versión en español

El sistema tiene una versión, con un ejecutable especial, para un idioma determinado. Esta solución es la más sencilla y la más débil desde el punto de vista técnico. El que exista un ejecutable en el idioma que no es original implica una versión del producto desvinculada de la base. Esto trae aparejado demoras en la disponibilidad de las nuevas versiones, e incluso puede implicar incompatibilidades en la persistencia de los datos en las tablas. Es una solución que prácticamente no se puede usar si el sistema es utilizado simultáneamente por usuarios que de idiomas diferentes de modo concurrente.

Solución con diccionario único

Existe un diccionario de traducción donde se especifica en los mensajes de output como deben ser vistos en el idioma de los usuarios.

Solución de diccionario múltiple

El sistema dispone de N diccionarios de traducción, y los mismos se aplican de acuerdo al usuario que accede a la aplicación. De este modo se puede manejar una aplicación multi país. Es decir que al mismo tiempo está accediendo un uruguayo, que ve el sistema en español, y un brasilero que lo ve en portugués. Es sin duda la solución más avanzada al problema planteado para Latinoamérica.

¿Está conforme con el idioma “que habla” su ERP?

División consultoría de EvaluandoERP.com

 
Share This
Suscríbase a nuestras novedades

Suscríbase a nuestras novedades

¿está interesado en nuestros contenidos de ERP? Suscríbase para nuestros newsletter y no deje de estar informado.

¡Listo, ya está suscripto!